Empresa

¿Cómo han de cobrar los socios de sus empresas?

Foto: ArchiM
Foto: ArchiM

Una duda que suele surgir muy a menudo es la manera de retribuir a los socios de una empresa. Cuando hay beneficios la sociedad puede repartir parte de ellos como dividendos pero ¿qué pasa con los socios que trabajan para la empresa? ¿Cómo han de cobrar?

El hecho de ser socio, incluso aun cotizando en el Régimen de Autónomos, no supone una situación diferente con respecto al resto de trabajadores. Además hay que tener en cuenta que la sociedad es un tiene una personalidad jurídica propia e independiente de sus socios y éstos no pueden disponer de los fondos de la misma a su antojo, por tanto hay que establecer una remuneración regular para ellos en función del trabajo que realizan

En una situación normal el socio que trabaja para su propia sociedad tendrá una remuneración y una nómina como cualquier otro empleado. Esa remuneración será fija en cuanto al salario, si bien podrá establecerse algún concepto variable (comisiones, dietas, etc.).

Hay que destacar que la cuantía del salario de los socios ha de estar dentro de los baremos de retribución de la empresa o como alternativa acorde con la retribución que cobraría un trabajador que desempeñe esa tarea en una empresa similar. El pago de una sociedad a sus socios se considera operación vinculada y no cabe una retribución exagerada en este aspecto.

Hay una situación particular para estos casos. Cuando el socio ejerce como profesional como norma general su propia empresa tiene un tratamiento similar al de cualquier otro cliente del mismo. Por tanto el socio no cobrará mediante nómina sino emitiendo una factura a la empresa. Esa factura también es una operación vinculada por lo que su remuneración también tendrá que ser a valor de mercado.

Fuera de estos conceptos, el socio sólo podrá cobrar a través de dividendos, una vez que así lo decida la Junta anual y en función de los beneficios obtenidos.

Anuncios