Imagen: olarte.ollle

Según la Dirección General de Tributos, las ventas de objetos de segunda mano entre particulares a través de plataformas on-line como eBay, Wallapop u otras similares han de tributar a por el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales. El vendedor deberá liquidar dicho impuesto y pagar un 4% sobre el precio de venta.

Hacienda puede requerir a las plataformas el registro de operaciones y localizar, a través de ellas, a las personas que realizan esas transacciones para comprobar si han tributado por las mismas. Evidentemente el volumen de operaciones y los pequeños importes por las que suelen realizarse hacen prácticamente inasumible la inspección de las mismas, pero eso no evita la obligación de tributar y las consecuencias que habría que asumir en caso de que Hacienda reclamara por la no presentación del impuesto.

Bajo esta perspectiva nos encontraríamos con casos en los que, por ejemplo, una persona que venda un libro usado por 20 euros deberá de pagar 80 céntimos por este impuesto. Si presentara la liquidación en persona (no on-line) tendría que pagar 1 euro con 20 céntimos del modelo 600 (o sea más que el propio impuesto), pero si no lo presenta podría ser sancionada con 150 euros.

Evidentemente la DGT muestra el criterio legal a aplicar en este tipo de operaciones, pero dentro de la legalidad también cabe el principio de proporcionalidad. Asumiendo que en ventas de importes relativamente altos debe ser presentado el impuesto, en casos como el expuesto en el ejemplo a la interpretación literal de la norma se puede responder con que los efectos económicos para la Administración y las consecuencias de la no presentación de la liquidación tributaria correspondiente no deberían de llevar aparejada sanción alguna.

A ésto se puede responder que muchas operaciones de importes pequeños pueden suponer una recaudación importante, pero solo el esfuerzo de detectarlas, investigarlas y reclamarlas podría hacer poco rentable la persecución de muchas de estas transacciones. Pese a todo ésto no sería extraño que alguna persona se pueda llevar un susto si recibe una carta de reclamación.

Por otro lado, y teniendo en cuenta que este Tributo es de recaudación autonómica, correspondería a cada Comunidad la gestión de estas operaciones y cada una de ellas podría tomar o no en consideración la conveniencia de llevar a cabo actuaciones de reclamación.

Para más información sobre este tema puede ponerse en contacto con nosotros aquí.

cropped-logo-rodriguez-bujan2

Vía:  Expansión

Contacta con nosotros

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s