Anuncios
Anuncios

La prestación por Incapacidad Temporal

seguridad-social-1

La prestación de la Seguridad Social más común es la de incapacidad temporal (IT), que es la que cobra el trabajador cuando está de baja. Para el cobro de ésta se han de dar dos requisitos: encontrarse impedido para trabajar y recibir asistencia médica por ello y, en el caso de enfermedad común, tener cotizados 180 días dentro de los 5 años anteriores a la baja. Si la baja es por accidente no laboral no se necesita un periodo previo de cotización para tener derecho al cobro.

Para el cómputo de la cuantía a cobrar por esta prestación se utiliza la base reguladora, que es el resultado de dividir el importe de la base de cotización por contingencias comunes del trabajador correspondiente al mes anterior a la baja por el número de días a los que se refiere dicha cotización. La cantidad de días a tener en cuenta serán 30, si el trabajador tiene una remuneración mensual, o el número real de días trabajados si la retribucíón es diaria o no ha estado de alta laboral el mes anterior completo.

(más…)

Anuncios

Los grados de invalidez permanente

seguridad-social-1

La incapacidad permanente, cualquiera que sea su causa determinante, se clasificará en función del porcentaje de reducción de la capacidad de trabajo del trabajador, valorado de acuerdo con la lista de enfermedades que se apruebe reglamentariamente, en: incapacidad permanente parcial; incapacidad permanente total; incapacidad permanente absoluta y gran invalidez.

A efectos de la determinación del grado de la incapacidad, se tendrá en cuenta la incidencia de la reducción de la capacidad de trabajo en el desarrollo de la profesión que ejercía el trabajador o del grupo profesional en que estaba encuadrado antes de producirse el hecho causante de la incapacidad permanente.

(más…)

La pensión de orfandad de la Seguridad Social

seguridad-social-1

Tendrán derecho a la pensión de orfandad, en régimen de igualdad, cada uno de los hijos del fallecido, cualquiera que sea la naturaleza de su filiación, siempre que en el momento de su muerte sean menores de 21 años o estén incapacitados para el trabajo y que el causante se encontrase de alta o situación asimilada a la de alta en la Seguridad Social, o fuera pensionista.

También podrá ser beneficiario de la pensión de orfandad los hijos mayores de 21 años, siempre que en la fecha del fallecimiento del causante fueran menores de 25 años, que no efectúe un trabajo lucrativo por cuenta ajena o propia, o cuando realizándolo, los ingresos que obtenga resulten inferiores, en cómputo anual, a la cuantía vigente para el SMI, también en cómputo anual.
(más…)

A %d blogueros les gusta esto: